jueves, enero 26, 2006

Mi primer Meme

El majísimo de Bellosoli me ha pasado lo de los "5 hábitos". Yo ya pensaba que me había librado pero se ve que no. Claro que esto es falsa modestia porque si quisiera podía hacerme el despistado como llevo haciendo un par de días y aquí no pasa nada. Pero no, el caso es que hasta he estado reflexionando sobre el tema y hasta tenía ganas de diseccionarme un poquito así en público. Así que me he puesto una bata de hospital para darle un aire más quirúrgico y trascendental al tema (el porqué del culo al aire nunca lo entenderé). Me arremango las mangas (obviamente) os escribo este diossabecomoacabará post.

1- Jodo, hace cinco minutos lo veía claro y ahora no se por donde empezar. Vamo a vé... Sí, ya se. Una cosa que me ha comentado mucha gente es que soy el espíritu de la contradicción. Me explico. Por alguna razón mística y de dificil explicación en muchas ocasiones llevo la contraria a la gente por sistema, incluso cuando estoy de acuerdo con ellos. Vamos, no puedo evitar ser abogado del diablo siempre que puedo. Lo peor de todo es que a veces no me doy cuenta y hay gente a la que le saca de quicio que les lleven la contraria siempre :-P

2-Otra muy divertida es que a veces puedo pasarme una hora dando vueltas en la cama sin dormir. Por una parte porque se me ocurre pensar en las mil cosas que no debería pensar en ese momento y por otra porque se me olvida cerrar los ojos. Se que resultará extraño y difícil de creer pero a veces no cierro del todo los ojos cuando duermo, por lo que me suele molestar la luz para dormir. Lo mejor de todo es que yo no fui demasiado consciente hasta que hicimos el interrail y alguien lo vió. La ventaja es que tampoco acabo de estar dormido del todo por lo que puedo enterarme de lo que pasa alrededor y decidir si me despierto o sigo soñando. Extraño, lo se, y no se yo si esto lo entenderá alguien más.

3- No me gusta seguir la corriente. Supongo que esto es coherente con mi espíritu de contradicción. Me suelen gustar las cosas minoritarias, y cuando estas se generalizan pues dejan de gustarme tanto. (Por ejemplo Amelie me encantó y me fascina, pero cuando empezó a gustarle a todo el mundo pues como que ya no era lo mismo, jo, aunque me alegro que gustase, me daba la impresión de que habían devaluado un tesoro, le quitaban brillo)

4- Olvido los nombres. Sí, es una especie de maldición. Puedo recordar todo lo personal que me hayan contado hace meses, sus anécdotas, y coordenadas vitales, pero no recordaré el nombre hasta cinco minutos después de despedirnos. El consuelo es que me viene de familia, y como somos todos muy transparentes se nota mucho.

5- Y esta es la que nadie que me conozca me perdonaría que no explicase. Llego tarde a todos lados. En general y muchas veces porque me pasan cosas absurdas (la última una máquina de la estación se tragó la targeta de crédito y no me la quería devolver, por lo que llegué tarde a un examen, aunque me ha pasado absolutamente de todo), aunque últimamente se debe sobretodo porque desde abril no llevo reloj y en ocasiones se me echa el tiempo encima. Pero lo cierto es que creo que es una manifestación más de mi afición por hacer que mi vida tienda al caos, a veces autodestructivo. Y es que mi hábito más arraigado sin duda es no tener hábitos. Vivo a salto de mata y ni tan siquiera soy regular para hacer cosas que me gustan. La ventaja es que me adapto a cualquier situación con mucha facilidad, la desventaja en cambio es la dificultad de coordinar mi existencia con el resto del universo. Antes tenía razones para luchar contra esto, pero ahora estoy entregado al caos y la procrastinación.

Bueno, tal como veis no soy un personaje en absoluto recomendable. Yo siempre recomiendo "Comprate un perro antes que poner un Nacho en tu vida". Pero tal como comentaba alguien que me conoce mucho en un post de los de abajo quizás no me me apetece lo suficiente cambiar. Me gusta ir por la calle y ver todas las cosas que para la mayoría de la gente pasan desapercibidas, y ver el mundo a través de mis ojos a veces es muy bonito aunque no sepa ni pueda transmitirlo. Así que intuyo que yo y mis vicios compartiremos aún mucho tiempo. Por el resto no tengo manías.

Ahora tengo que pasarle este meme a tres personas/bloguer@s (ojo, que no siempre está tan clara esta equivalencia). Pues le va a tocar a Medea, a Xan y a Presidencia de RyanAir (a ver como se lo montan para contestar). ¿Razones? Por que lo valeis ;-)

5 comentarios:

bellosoli dijo...

bueno, almenos veo que lo admites pq a mi me llevas la contraria siempre!!! lo de llegar tarde lo he sufrido tantas veces que ya no te lo tengo en cuenta... la de veces que curiosamente se te ha caido la leche encima y te has tenido que ir a cambiar de ropa y hemos llegado tarde al cole... no te lo crees ni tu!!! q te gustan más las sábanas que a un tonto un boli!

Prometeo dijo...

Jajaja, que cabrón! Por un perro que maté... Pero vamos poner en circunstancias. Estamos hablando del colegio, y de hecho me pasó tres veces, dos con las tostadas y el colacao y una con los Smacks (que no me explico como me gustaban). Claro, vosotros no me creíais, y tal como me has recordado ahora, no me creíais ni cuando os dije que nos habían quemado el portal de casa. Claro que cuando lo visteis sí lo creísteis.
Por el resto reconozco que me gustan las sábanas. Casi podía incluirlo como hábito, "los cinco minutos más" que evolucionan hasta "joder joder joder, que tarde que es!!!"

Medea dijo...

Jajajaj excelente.. me he reido mucho... :D

Pero luego lo has estropeado pasandomelo a mi.. agrhhh

Jodó! (que diría el...)que estoy muy atareáaaa

(no hay respeto)

Anónimo dijo...

Mi ex también llegaba siempre tarde, y la verdad que acabó siendo insoportable. Y eso de que sempre te contradigan... pues también acaba cansando.

Baubita dijo...

He caído indirectamente en la cadena. Y esto sigue creciendo...
La prima ;-)