jueves, febrero 14, 2008

El día menos pensado.. [v2.0]

[Suena el teléfono]
- ¿Sí?
- Buenas tardes. ¿Podría hablar con el señor Frijol?
- Sí, soy yo.

- Hola señor Frijol, buenas tardes. Le llamo de Viajes Filosofales para informale que ha ganado un viaje en nuestro concurso del mes de Febrero.
- ¿Concurso? ¿Yo no he participado en ningún concurso?
- No se preocupe, en este concurso no se participa, pero a veces toca.
- Mmm... ajá... y en que consiste el premio.

- Señor Frijol, ha sido usted afortunado con un viaje de ida y vuelta a Kilkapur
- Aja... ¿y que hay en Kilkapur?
- Aparte de un clima maravilloso y unas vistas espectaculares tenemos el placer de informarle que tendrá la increible oportunidad de encontrarse a si mismo.
- ¿Que qué?

- No negará que siempre ha querido encontrarse a si mismo, ¿No?
- Sí, claro claro.

- En ese caso aproveche esta oportunidad de encontrar ese equilibrio tan anhelado. Encontrarse a si mismo, ni más ni menos, en un entorno paradisiaco, con todos los gastos pagados y billetes de ida y vuelta para una persona a Kilkapur.
- Uauu.... Pero... espere, espere. ¿Cómo que para una persona?

- Claro, no querra ir a un sitio así con alguien más. Le recuerdo que es un lugar donde se encontrará consigo mismo. Hay cosas que mejor hacer en la intimidad, ¿no cree? Y además, no querrá acabar metido en un trio, en menudo lio puede acabar metido.
- Sí, claro, eso lo entiendo, si ir iría solo. Pero también entenderá que llevo toda la vida tratando de encontrarme, y ahora que me dice que lo voy a hacer... no querrá que vuelva sin mi, ¿No? Vamos, que volver a vivir sin mi mismo otra vez sería muy duro.

- Por supuesto, le entiendo. Pero comprenderá que las condiciones del viaje establecen que sólo puede volver uno.
- ¿Quiere decir que...?
- Sí, que cuando usted llegue allí tendrá que decidir cual de los dos vuelve.
- Pues vaya jodienda.



Como en el corazón de las tinieblas, al alcanzar nuestro destino nos arriesgamos a que nos disguste.

El día menos pensado me doy el cambiazo.

4 comentarios:

Reena dijo...

Mmmmmmmmmmmmmmmmmm....

No termino de entenderlo. Demasiado abstracto para mí :)

Mafarda dijo...

La verdad es que yo tampoco demasiado. Aunque con la frase que has puesto al final me ha aclarado.

Ahora mi punto de vista:

Bueno en primer lugar no creo que nadie te regale un viaje para descubrirte a ti mismo, eso es cosa de cada uno. Ojalá nos preocupáramos unos de otros pero eso no sucede.

Ya me gustaría a mi que alguien me ayudara a encontrarme, pero es verdad, puede que te encuentres y no te guste lo que encuentres (por tu educación u otros motivos), o que simplemente te cueste mucho cambiar tus hábitos y la forma en la que llevas viviendo desde hace muchos años.

Y bueno, a lo mejor ya te has encontrado y no lo sabes.

Gorka .G dijo...

Yo no quiero encontrame... Ea!

Medea dijo...

Jajaj, jo, que dilema..