jueves, marzo 20, 2008

- Can you spell that for me, please?

Último día de trabajo, y debería ir yendo acostumbrándome. Tantos ya como vidas tiene un gato. En algún caso el primer día también fué el último, en la mayoría fueron sólo unos meses que pasaron más deprisa de lo que cabía esperar. No diré cuantas veces me han echado, ni si alguna vez les he echado yo a ellos, total, que más da. Ha habido ocasiones en las que la despedida ha sido una alegría liberadora, y ocasiones en las que ha sido amarga.

Hoy he atendido mi última llamada. Hoy he devuelto mi llave, mi conexión a internet, y me he despedido de los compañeros de estos últimos cinco meses. Allí dejo algún amigo y muchas historias. Mil llamadas que han tenido de todo. Un reto al principio enorme, y que al final lejos de superarlo, sólo pude disimular.

Y es que no sé yo que tendría que vender yo al diablo para entender a esos irlandeses cuando deletrean cual ametralladora esos nombres y apellidos tan ininteligibles. Por no hablar de las calles. En más de una ocasión he pensado que no vivían en un barrio, sino que más bien se ocultaban en un jeroglífico.

Ahora por delante quedan dos semanas de vacaciones en familia, y después, volver a empezar otra vez. Trabajo nuevo y como viene siendo costumbre desde hace años, vida nueva cada seis meses. Yo no es que viva de carpe diem, es que vivo de leasing.

6 comentarios:

Medea dijo...

Querido Prome, te mueves más que la compresa de una coja. Yo alucino. Cuando te leo pienso ¿que estoy haciendo con mi vida?

;) Saludos

CRISTINA dijo...

¡¡Suerte!!

Y un beso, claro.

Xurri dijo...

Bueno, ahora a cojer carrerilla y... a jugar!

Suerte, con lo que sea!

Chool dijo...

monstruo, aqui sigue habiendo tu puesto vacio!! te echare de menos en el floor. Avisa cuando vuelvas!!

Prometeo dijo...

Medea; en ocasiones tanto meneo marea, pero te puedo asegurar que yo también me lo pregunto ¿Que estoy haciendo con mi vida?? El caso es que depende del dia tengo respuestas diferentes, y por lo general, ninguna me convence. A estas alturas esto tiene bastante ya de inercia, jejeje.

Cristina; Muchas gracias, por ambos ;)

Xurri; Sactamente, que a eso hemos venido, no? Suerte y salud, eso es lo importante

Chool; Nadie llenará jamás ese puesto! Lo dejarán ahí vacio... como homenaje, ya verás! Jajaja Te echaré de menos en el curro, escabulléndonos para tomar el café, comiendo, y charlando. Una semana más, y de vuelta a currar. Habrá que celebrarlo ;)

Abrazos!

Esther dijo...

Espero que vaya bien la nueva aventura! Mucha suerte y un beso enorme!!