viernes, noviembre 02, 2007

Arcadas

Una de las preguntas más recurrentes a las que te enfrentas cuando has decidido dejar tu país de origen es por qué.

Aquí se sorprenden de que hayas dejado atrás el sol, la buena vida, y las ciudades bonitas. Entonces no puedo reprimir un suspiro y decir

- Es que el resto...

El resto, con todo el cariño, apesta. España es un país esquizoide, que no se reconoce a si mismo ni en el espejo, y que supura miserias en todos sus aspectos. Y ahí es donde me arremango y empiezo a desgranar argumentos.

Desprecio a la ciencia

Intocabilidad de las instituciones no democráticas
Podrás criticar a la iglesia, sí, claro, la libertad de expresión es lo que tiene. Pero como se te ocurra promover recortes de sus privilegios, ya tienes el lio montado.

Clase política ridícula
Tal como comentaba Bellosoli el otro día, si nos fijamos en la preparación de los políticos que dicen representarnos nos encontramos que mayoritariamente ocupan cargos para los que no tienen, como mínimo, estudios. Acabamos con historiadores en el ministerio de Fomento, y ministros de exteriores sin idiomas, etc, etc. ¿Nos importa? Ni lo más mínimo. Porque después de todo en España no votamos a favor de tal o cual partido, sino "en contra de". Cualquiera nos vale menos el que no queremos.
Y encima la manipulación maniquea que hacen los politicos es demencial. Nos distraen con temas absurdos, y convierten todo en un "o estas con ellos o estás con nosotros". Dicen sandeces y memeces y se quedan tan anchos, pues no tienen que rendir cuentas ante nadie, porque todos lo hacen. Nos distraen con terrorismo, divisiones, familias reales, y asignaturas de colegio (El día que monten el mismo follón por el nivel patético de matemáticas o de inglés, daré palmas con las orejas, de verdad)

Incapacidad para el debate
En españa no se debate, ni tan siquiera se discute, se trata de imponer tu opinión. Así de claro. No escuches posibles razonamientos o argumentos que no compartas. No. No podemos, no nos lo han enseñado, ni lo hemos visto nunca. Discutimos por desgaste, hasta que alguno se cansa. Y esa es la victoria, decir la última palabra.
Así lo vemos en los medios, en la calle y en todos sitios. Y nadie enseña otra forma de hacerlo, porque despreciamos la cultura, la filosofía y todo lo que no nos de dinero.

Instrumentalización de la cultura
La cultura sólo es útil si produce dinero. Dedicarse a estudiar Ruso es una pérdida de tiempo si no vas a sacar dinero, o aprender a tocar el piano ("que haces? si con eso no se puede vivir"). Cuantas veces hemos oido eso de "¿y eso de que te sirve?".

Conciencia social inexistente
Delegamos todo nuestro poder y capacidad de decisión es esa deplorable clase política, esquivando cualquier tipo de implicación, y esperando que nos resuelvan los problemas desde las instituciones. Toda iniciativa social que tire para adelante sin el amparo de las instituciones es una heroicidad, y el camino a seguir. Y las hay, pero son gotas en el mar.

El síndrome del listo
Si no robas cuando tienes oportunidad, es que eres tonto. Y eso se aplica a todos los estratos de la sociedad. Claro, nos quejamos de los políticos (que ya he comentado que son mayoritariamente unos miserables y obtusos mentales) que roban, enchufan a amigos y salen de rositas con sus guantes blancos. Pero en España roba todo el mundo. Somos un país de listos que no dejan pasar una oportunidad de abusar del prójimo, y encima no dejamos de quejarnos de que la gente sea así.
Escaquear los impuestos, comprar a nombre de la empresa, ratearles dias de vacaciones a los empleados, no pagar ni una hora extra, no pagar la zona azul ni las multas, pedir medicamentos que no nos hacen falta, colarse en el metro, pedir becas sin necesidad, y vivir de subenciones, etc, etc.
Y cuando vemos a alguien que no lo hace... le miramos pensando "mira que tonto"
Y cuando nos ahorramos cuatro duros pensamos "mira que listo que soy".

Síndrome de "siempre es la culpa de otro"
Eso sí, luego nos quejamos, y no sólo eso, sino que nos cabreamos como monos. Nos indignamos con los políticos, los vecinos, los conciudadanos que son todos unos antisociales. Sistemáticamente le echamos la culpa a todo el mundo, menos a nosotros mismos.

Síndrome de "las cosas son así"
Y luego, después de mucho quejarnos y mil aspavientos, no pasa nada. Porque son quejas vacias, absolutamente improductivas. Como nadie asume responsabilidades todos creemos que es inútil quejarse por escrito a nadie. Y lo que es peor, la mayoría de las ocasiones es cierto, porque como todo el mundo sabe, "las cosas son así". Como si no hubiese alternativa posible.
Y ojo con que alguien plantee una alternativa, vamos. Se le echan al cuello y todo son trabas.

Pero claro, toda esta entrada es un ejemplo magnífico de todo lo que trato de reflejar. Porque mucho quejarse, pero aquí no hay ni un análisis de las causas, ni un planteamiento de alternativas para ponerles remedio.

Personalmente considero que la raiz de la mayor parte de estos problemas es el desprecio a la cultura y a la ciencia. La cultura es la expresión de la sociedad, y sin apreciarla no se puede apreciar la sociedad ni sentir una vinculación con ella. Con la ciencia aprendemos a analizar la información disponible, a ponerla en crisis, a buscar fuentes y contrastarlas. Es decir, adquirimos un método para tener objetividad y criterio. Espíritu crítico le llaman, y brilla por su ausencia en toda la península.

La iglesia católica se ha unido indisociablemente al concepto de estado, y éste se ha respaldado morlamente en ella. De esta manera nos encontramos con que se ha institucionalizado un pensamiento único y una moralidad orquestrada para conducir a los ciudadanos como borregos, vaciándolos de su propia voluntad y criterio, convirtiéndolos en marionetas de intereses que ni tan siquiera son capaces de identificar. Es posible que dicho modelo venga ya de los romanos, pero las únicas instituciones que siguen representando actualmente dicha herencia son estas.

Todo esto viene a cuento de que hoy me he enterado de que retiran REDES, el programa decano de la ciencia en Televisión Española. Un rincón para la divulgación de las investigaciones más punteras y las entrevistas más fasciantes. Se lo ventilan sin dar ninguna explicación, y sin que vaya a pasar nada. Total, lo que la gente necesita es panes y juegos. Así tendríamos que estar dando palmas con los programas dedicados al corazón, a los sucesos, y las miserias de la gente.

Con dos cojones, señores de TVE. Me dan ustedes arcadas y una pena enorme.

9 comentarios:

Reena dijo...

Nooooooooooooooo :(

En el blog de Punset no pone nada.

Andrés dijo...

Joer, prometeo, sí que tenías una lista grande guardada; yo pienso que no es tanto así, mejor dicho, que no es tan diferente a lo (malo) que igualmente pasa en otros sitios. España, lo que pasa, es que se ha vuelto... como todos los sitios, que eran así. Quizás, ¿has pensado?, lo que echas en falta es la España, tan diferente, que recientemente fue. Saludos, AM

mariguano dijo...

Hola, me ha gustado mucho el post, y lo he puesto en mi pagina. Espero que no te moleste.
La verdad es que en el año de la ciencia, quitan el UNICO programa decente y dejan los denigrantes "Flypis", "braniacs", "clevers" y demas mierda...
Tiene cojones la cosa que se aprende mas viendo LeonArt (programa para niños de la 2) que todos los demas programas juntos...

P.D. si quieres lo quito.

Xabier dijo...

Chapeau!!! Se puede decir más ALTO pero no más claro.

Prometeo dijo...

Reena; Pues ya ves. Siempre se cargan a los mejores.

Andrés; Pues la lista sí que es larga, pero aún pondría alguna cosa más como el síndrome de "cualquier cosa de fuera es mejor", o el "síndrome del funcionario" (todo el mundo quiere serlo).
La España de antes, bueno, es tentador pensar que todo pasado fué mejor, pero yo creo que no. Se vive mejor que antes y negarlo es absurdo. Que la evolución económica ha implicado renunciar a lazos familiares y a aumentar el individualismo, siguendo el ejemplo anglosajón,... pues sí. Tiene sus cosas buenas y sus cosas malas.

Yo me quejo mas bien de ciertos aspectos de la mentalidad cultural que compartimos todos los ibéricos (en Portugal es casi peor y todo). Aspectos que son síntomas y a veces causa de que las cosas vayan como van. Ojalá hubiese más espiritu crítico, más capacidad para debatir, más aprecio a la cultura por la cultura y no por el dinero, más ciencia y más conciencia social. Pero harto difícil lo veo.
Sólo podemos hacer un poco cada uno y no esperar que nos lo solucionen todo los zoquetes que tenemos como políticos.

Mariguano; Me alegro de que te haya gustado. Un honor que lo hayas puesto en tu página! Habrá que echarle un vistazo a LeonArt, jejeje.

Xabier; gracias. La verdad es que es algo que llevo pensando tiempo pero salió así después de haber escrito al respecto en el blog de Cucoalmeria, y de leer la noticia de Redes. Un poco a bocajarro, pero bueno, salió como salió.

Abrazos para todos!!
(Para los que llegais desde meneame también ;))

Mjukkinderna dijo...

He vivido en Irlanda como tú y en Suecia llevo ya un tiempo.

No son mucho mejores que España, simplemente llevan los problemas de manera diferente. El problema de España esque se respeta demasiado la opinión de la gente que no tiene ni idea, pues como has dicho por desgaste se gana siempre. Por otro lado en España la gente si habla, cosa que lleva al desastre en otros sitios...

Creo sinceramente que hace falta más autocrítica en España y menos complejos, pero como tú has dicho, quejándonos y huyendo no hacemos nada.

Reena dijo...

Yo siempre he dicho que España es el unico pais que se puede cambiar desde la barra de un bar...y cada vez me reafirmo mas.

Andrés dijo...

Hola Prometeo,

esto que cuentas en tu respuesta tiene un nombre: retraso cultural y educativo; no nos íbamos a quedar de rositas después de 5 décadas de cortar ex-profeso cabezas pensantes. ¿Pensaste alguna vez porqué Grecia no tiene nada que ver con lo que fué?

Pues muy fácil: porque los turcos se dedicaron a cortar cabezas pensantes durante mucho tiempo; y los griegos, pues... nunca se han recuperado.

Lo nuestro, a pequeña escala, es algo parecido.

Saludos cordiales y suerte. ;-) AM

flekyboy dijo...

A pesar de estar de acuerdo contigo punto por punto, hasta el punto de escapar de España para convencerme de que las cosas, simplemente, se pueden hacer bien (y si no es asi me vuelvo a mi pais), he de decirte que dentro de las nuevas generaciones algo esta cambiando. La (mal)llamada 'generacion internet' no puede ser manipulada porque evita los principales medios de comunicacion y manipulacion masiva: radio, prensa y television.

El programa Redes volvera gracias a una llamada que se hizo desde Meneame para mandar un mail de queja al defensor del espectador, y la respuesta fue tan masiva que finalmente se consiguio que no eliminasen uno de los mejores programas de divulgacion cientifica de nuestra television estatal.

Aqui te dejo un enlace al blog de Punset para que lo compruebes por ti mismo:

http://www.eduardpunset.es/blog/?p=114

Sinceramente, es muy reconfortante ver que algunas cosas SI cambian en este pais.