lunes, enero 29, 2007

"Me cagontó!"

Tienes todo bajo control. Llevas dos semanas yendo al sitio en cuestión a tomar datos del lugar. Cada semana ha fallado algo, una vez el micrófono, otra vez las baterias, y casi siempre el tiempo. Pero esta vez lo tienes todo bajo control.

Recojes los bártulos después de 7 horas de sábado por la mañana allí, y te vas a casa con la tranquilidad y satisfacción de tener los datos que querías, ahí, grabados, listos para darte trabajo para toda la semana que viene y quedar como diós.

Y te pasas el resto de findesemana disfrutando de la sinfonía Nachiana para huevos a dos manos, allegrissimo andante.

Llegas el lunes y descubres que el fantastico grabador digital de cuatro pistas no ha grabado nada. Nada de nada. Por ninguna de las pistas. Ni por la de su madre.

Conclusión: Delegar mola, pero verificar mola más.